El Brainstorming ya no funciona. Esta tradicional forma de pensar provoca que entre el 60-75% de la conversación la hagan unos pocos. Las primeras ideas influyen sobre el resto de la conversación, engendrando también las ideas menos creativas. Todos se reúnen en torno a esas ideas tanto interna como externamente, aplastando la originalidad y provocando conformidad.

En la lluvia de ideas la meta es la cantidad, no la calidad.

  • gallery-image
  • gallery-image

 

En Shackleton para nuestro cliente 3M Chile, ideamos y produjimos “Boxstorming”, una caja que genera innovación.

Escribir primero y luego discutir, pensar en el vacío, sin miedos ni prejuicios. Este interesante producto funciona de forma muy fácil y entretenida. Si queremos generar innovación, primero debemos reunir el equipo de trabajo y luego clarificar el problema. En tercer lugar, debemos generar las ideas que solucionarán este problema y por último, organizar estas ideas y hacerlas realidad.

 

 

Nosotros en  Shackleton nos atrevemos a salir de la caja convencional para entrar en una que no tiene límites, generando innovación, promoviendo el pensamiento creativo y liberando tu mente, para no callar las ideas o juzgarlas antes de tiempo.